Los grandes proyectos de infraestructuras e industriales pueden tener impactos negativos en las personas y en el medio ambiente. Es por ello, que en el año 2002, algunas entidades financieras que trabajan en el sector de la financiación de proyectos, empiezan a preocuparse y comienzan la búsqueda para encontrar la manera de evaluar y gestionar los riesgos e impactos ambientales y sociales asociados a estos proyectos.

Gracias a esto surgen los Principios de Ecuador (Equator Principles o EP), que son directrices que se adoptan de manera voluntaria en función de las políticas de la Corporación Financiera Internacional (CFI), para asegurar que los temas sociales y ambientales reciben plena atención en el negocio de financiación de proyectos, sobre todo en países en vías de desarrollo.

FOTO 1

La Corporación Financiera Internacional, CFI forma parte del grupo del Banco Mundial y su objetivo es promover la inversión sostenible del sector privado en países en desarrollo para ayudar a reducir la pobreza y mejorar la vida de sus habitantes. Fundada en 1956 y con sede en Washington DC, la CFI es la fuente multilateral más grande de préstamos e inversiones en capital para proyectos del sector privado. Además, presta asesoramiento y asistencia técnica a empresas y gobiernos. De esta manera, las políticas de la CFI son utilizadas como guía para el desarrollo de los Principios de Ecuador y ésta ofrece capacitación a las entidades firmantes de estos principios respecto a las políticas y los procedimientos a seguir. Ya son 79 los bancos que se han acogido voluntariamente a los Principios de Ecuador. Entre ellos hay 5 entidades firmantes españolas: BBVA, Caixa Bank, Banco Santander, Banco Sabadell y Banco Popular Español.

El primer paso por parte de las entidades firmantes al aplicar Principios de Ecuador a un proyecto individual, es realizar una evaluación sobre el nivel de riesgo social y ambiental que existe y lleva consigo dicho proyecto. Para ello los bancos clasifican los proyectos como A, B o C (riesgo social o ambiental alto, medio y bajo) con la ayuda de una terminología común:

Principios de ecuador

Los proyectos “Categoría A”, son proyectos en los que cabe la posibilidad de que los distintos impactos negativos sean significativos e irreversibles en lo que afectan a la sociedad o el medio ambiente. Esta categoría implica alguno de los puntos siguientes:

 

  • “Impactos significativos sobre la población (por ejemplo, contacto con pueblos indígenas, reasentamiento involuntario, desplazamiento de actividad económica o pérdida de medios de subsistencia sin consulta o compensación).

 

  • Pérdida o degradación significativa de hábitat naturales (una zona de tierra o agua u otro ecosistema que, con anterioridad al proyecto, no habría sido materialmente modificada por la actividad humana).

 

  • Impactos adversos sobre sitios de patrimonio cultural.
  • Impactos sustanciales diversos (cuando varios impactos significativos concomitantes justifican el tratamiento de “A”).”

 

Los proyectos de “Categoría B” son proyectos con posibles impactos sociales y/o ambientales limitados, es decir, éstos además de no ser demasiados pueden ser reversibles en su mayoría, su localización es concreta y son fáciles de tratar a través de medidas de mitigación. Por lo general, los proyectos dentro de áreas industrializadas caen en la “Categoría B”.

 

Los proyectos de “Categoría C” son proyectos cuyos impactos sociales y/o ambientales son mínimos o inexistentes. En esta categoría predominan aquellas operaciones financieras como son el aseguramiento de préstamos de proyectos, refinanciaciones de proyectos ya existentes que no requieran una expansión o nueva construcción, o proyectos de construcción muy limitada.

 

Si estás interesado en financiar tu proyecto, en CAVALA podemos asesorarte sobre cómo cumplir con los Principios de Ecuador, además de poner a tu disposición todos nuestros conocimientos de Asesoría ambiental y Social. Podemos actuar como Consultor Ambiental y Social Independiente, evaluando la adecuación del proyecto conforme a los estándares ambientales y sociales, así como participar en los diferentes procesos de seguimiento independiente y reporte que garanticen la financiación del mismo. Ponte en contacto con nosotros a través de nuestra web o llámanos al 91 534 04 07.